19 nov. 2015

Mensaje 17 noviembre 2015 - España - Hijos, aun vereis cosas peores...

Hijos Míos, sé que estáis abrumados por los últimos acontecimientos y que muchos estáis sufriendo por ellos, pero hijos, no os olvidéis que Yo Soy el Hijo de Dios Altísimo y que todo el Infierno y todo el mal del mundo condensado, no podrán vencerme. Yo, Jesús, os hablo.

El mal hace mucho ruido y asusta y parece que vence, pero no hijos, no, no vencerá el mal, solo sirve para apartar a aquellos que no son de Mi rebaño, que no creen en Mí ni Me tienen fe (1), porque aquel que no Me ama se asusta y piensa que he perdido, pero no hijos, no, Yo gano siempre, incluso cuando el mal está en todo su apogeo, porque Yo también Soy de este Planeta y os amo, y amo a Mi creación y a Mi redimidos, pero aquel que no quiere nada Conmigo, Yo lo respeto y no lo fuerzo a venir a Mí, porque Yo deseo “voluntades libres” y no amilanadas por la amenaza y  el miedo. Yo, Jesús, os hablo.

Si queréis ayudar en tanto mal, venid a Mi Sagrario y exponedme todos vuestros miedos y pesares. Yo os escucho y os doy la fuerza necesaria para que sigáis adelante en Mi amor y no desfallezcáis. Aún veréis cosas peores que los últimos acontecimientos, algunas os tocaran de cerca, pero tened fe en Mí, porque es la Vida Eterna la que importa y esa nadie os la puede arrebatar si Me sois fieles en las duras como en las maduras, en el mal como en el bien. Yo, Jesús, os hablo.

Hijos, volcaos en la oración, en Mi Santa Madre, en las penitencias. Vuestros hermanos atacados (por el terrorismo) sufren por el mal que les han hecho y les hacen. Ofreced por ellos lo que os gustaría que os ofrecieran a vosotros en su lugar y no perdáis la paz, porque Yo estoy con vosotros.

Haced vuestros compromisos espirituales con más fervor y más amor. Reconoceos pecadores ante Mi presencia. Pedid perdón por vuestros pecados e imperfecciones e invocad a vuestros Santos Ángeles custodios y a San Miguel Arcángel. Yo, Jesús, os hablo y os instruyo. Paz a todo aquel que leyendo este mensaje lo cree y lo pone en práctica.

(1) Quien cree de verdad en Cristo todo el mal del mundo no lo aparta de Él, quienes tienen una fe débil, con cualquier circunstancia la pierden.

No hay comentarios:

Publicar un comentario