1 sept. 2016

Mensaje 28 ago 2016 - Jacarei - No vine para perder el tiempo ni para jugar con nadie...

MENSAJE DE LA SANTÍSIMA VIRGEN MARÍA

“Queridos Hijos, hoy, invito nuevamente a todos ustedes a dilataren más sus corazones para Mi Llama de Amor.

Ya se pasaron muchos meses que Yo he hablado de Mi Llama de Amor, pero pocos aún dilataron sus corazones para ella y Yo no estoy aquí Mis Hijos para perder tiempo y ni para jugar con nadie. Por eso les digo: “Dilaten más sus corazones a Mi Llama de Amor por muchas y fervientes oraciones, y también por el ejercicio diario de la renuncia a su voluntad y a la apertura de sus corazones a Mí, para que entonces, Mi Llama de Amor pueda entrar en sus corazones y pueda verdaderamente crecer en sus corazones hasta la plenitud.”

Hijitos, el tiempo es corto y no hay más tiempo a perder con las cosas mundanas que son pasajeras y efímeras. Dediquen más tiempo del día a la meditación, a la oración y sobretodo, a las súplicas, pidiendo el aumento de Mi Llama de Amor.

Cultiven en sus corazones el Verdadero Amor a Mí. Cultiven en sus corazones la Llama de Amor por Mí, haciendo como Mi Hijito Marcos siempre hizo, trabajando siempre cada vez más por Mí, rezando siempre cada vez más con más amor por Mí, donando sus vidas siempre cada vez más a Mí. De esta manera Mis Hijos, Mi Llama de Amor crecerá en ustedes siempre más.

Y ahora Yo quiero llevarles a otra fase espiritual, a la fase del alma que ya posee Mi Llama de Amor y que ahora debe hacer con que esa Llama crezca. Para tanto, el alma debe todos los días procurar verdaderamente morir para sí misma y dejar que Yo viva en ella.

Para que Yo viva en un alma, el mundo tiene que morir en ella primero. Por lo tanto Mis Hijos, hagan el mundo morir en ustedes para que Yo pueda vivir dentro de ustedes.

Que los pensamientos de ustedes sean los Míos. Substituyan los pensamientos mundanos, los pensamientos de las cosas mundanas por los pensamientos celestiales, o sea, Mis pensamientos. Pensando siempre en Dios, pensando siempre en los Santos, pensando siempre en las cosas divinas, pensando siempre en Mis Misterios, en Mis Glorias, en Mis Mensajes, para que verdaderamente, dentro de ustedes Yo pueda vivir. Sobretodo, arrojen fuera de sus corazones todos los pensamientos que no concuerdan Conmigo, como por ejemplo: la falta de amor, la incredulidad, la impureza, la lujuria, la soberbia, el orgullo, la vanidad y todos los demás pensamientos contrarios a las virtudes que Yo misma poseí.

De esta manera Mis Hijos, verdaderamente ustedes tendrán Mis sentimientos, tendrán semejanza verdadera Conmigo y entonces, seré Yo a vivir en ustedes y ustedes vivirán en Mí. Sobretodo, deben hacer todo Conmigo, todo por medio de Mí y todo en Mí, o sea, todo para agradarme, todo para consolarme, todo para amarme, todo para amar, consolar y glorificar a Dios por Mí y en Mí.  

Entonces, verdaderamente ustedes vivirán en Mí y Yo viviré en ustedes, y entonces, Mi Llama de Amor día tras día, crecerá hasta tornarse horno místico, horno incandescente de amor que se irradiará de sus corazones para inflamar los corazones de todos Mis Hijos.

Pero como Yo dije en el principio: “Para que Yo viva en un alma, el mundo tiene que morir primero en ella.” Entonces Mis Hijos, hagan el mundo morir en ustedes y Yo vendré a vivir dentro de sus corazones. Que sus pensamientos, que sus corazones estén en Mí y sean para Mí, y entonces, verdaderamente, Yo viviré en ustedes y verdaderamente trabajaré para la santificación plena de todos ustedes.

Continúen rezando Mi Rosario todos los días, pues por medio de ello, haré con que el mundo muera siempre más en ustedes, para que Yo viva en sus corazones.

Continúen divulgando Mis Mensajes sin miedo y propagando también todas las Gracias y Señales que Yo les doy aquí, porque ellas son el testimonio de Mi Gloria. Muestren Mi Gloria para el mundo entero e incluso que las serpientes resuellen* contra Mí, contra ustedes, sigan adelante, aplasten a las serpientes Conmigo y muestren al mundo toda Mi Gloria.

Cuanto más ustedes publicaren Mi Gloria, más y más Hijos vendrán a Mí, creerán en Mí, darán su “Sí” y sus corazones para Mí y verdaderamente el mundo morirá en ellos. Yo viviré en ellos, ellos vivirán en Mí y entonces, será el triunfo completo de Mi Inmaculado Corazón.

A todos Yo amo, miro con amor, aprieto a Mi Corazón ahora y a todos bendigo: de FÁTIMA… de LA CODOSERA… y de JACAREÍ.”


*Resuellen: “Aliento o respiración violenta. Respirar fuertemente y con ruido.”

No hay comentarios:

Publicar un comentario