17 jul. 2014

Mensaje 15 julio 2014 - EE.UU - Presidente de EE.UU

15 de Julio del 2014
Mensaje Público

“Yo soy tu Jesús, nacido Encarnado.”  (Su Desolado Corazón está expuesto.)

“Los invito a comprender que hay muchos y diferentes tipos de abuso de autoridad.  Con mucha frecuencia, un líder se vuelve sediento de poder presumiendo demasiada importancia y poder en contra de ciertos grupos o contra todos sus partidarios.  Si sus partidarios no le piden cuentas, su empoderamiento descontrolado se mantiene más seguro a costa de la libertad.”

“Otro tipo de abuso de autoridad es la debilidad y falta de acción cuando es necesario.  Esto le proporciona más poder a la oposición, a la que se le da rienda suelta para tomar medidas audaces sin consecuencias.”

Lamentablemente, su Presidente actual es culpable de estos dos tipos de abusos.  No hay confusión ante los ojos de los enemigos de este País.  Ellos saben que él no tomará medidas enérgicas en contra de ellos.  Saben que pueden engañarlo y persuadirlo.  Ellos saben que él es un político, no un líder.  ¡El abuso de autoridad de este Presidente pone en peligro al mundo entero!”

“Recen pidiendo que él tenga sabiduría y, por medio de la sabiduría, fortaleza.  Recen pidiendo que reconozca la verdad.”

15 de Julio del 2014
Mensaje Público

“Yo soy tu Jesús, nacido Encarnado.”

“Deseo explicar más sobre el liderazgo débil en lo que respecta al abuso de autoridad.  Este abuso está descontrolado en el mundo actual.  Cada vez que la verdad no se proclama con claridad y no se diferencia de la falsedad, hay abuso en forma de debilidad.  Esto está presente en el mundo actual, tanto en el ámbito político como en el liderazgo religioso.”

Todos los líderes tienen el deber de diferenciar el bien del mal, primero en sus corazones, después en su papel de líderes.  No hacerlo fortalece al mal y debilita la rectitud.  Las libertades deben vigilarse y protegerse.  La moral tiene que defenderse y no dejarla a merced de las opiniones políticas.  El pecado tiene que definirse como pecado, y no se debe consentir en nombre de libertad.”

“Todo esto es obvio para quienes viven en la verdad.  Pero para las personas que transigen, ellas tienen que ser incitadas a cambiar o seguir viviendo en una mentira.”

No hay comentarios:

Publicar un comentario