4 ago. 2015

Mensaje 1 agosto 2015 - Jacareí


MENSAJE DE LA SANTÍSIMA VIRGEN MARÍA

“Mis Queridos Hijos, hoy, primer sábado del mes, día de desagravio a Mi Inmaculado Corazón, les invito de nuevo a miraren Mi Corazón traspasado de espinas por tantos pecados, ofensas y blasfemias con que Soy ofendida.

Ustedes, muchos de ustedes piensan que Yo sufrí apenas hace 2000 años atrás cuando Mi Hijo Jesús fue clavado en la cruz. No, Yo continúo sufriendo aún hoy porque muchos Hijos Míos son ingratos a Mi Amor, desprecian Mis Mensajes, desprecian Mis Imágenes, desprecian Mis Medallas, desprecian Mis Escapularios, desprecian Mis señales de amor, Mis avisos que doy por la ingratitud, descreencia e indiferencia de tantos de Mis Hijos.

Sí, Mi Corazón Inmaculado continúa sufriendo por lo que ha sido hecho contra Mis Apariciones en Medjugorje. Esta persecución, esta negación de muchos, de la Verdad de Mis Apariciones allí, continúa haciendo Mi Corazón sangrar de dolor, continúa hiriendo Mi Corazón.  

Defiendan siempre la Verdad de Medjugorje, defiendan siempre Mis Mensajes Mis Hijos, no dejen que Mis enemigos envenenen a las almas con el veneno de las mentiras y de las calumnias contra Mí y contra Mis Hijitos Predilectos y Electos.

Defiendan siempre la Verdad, defiendan siempre Mis Apariciones y Mensajes aquí. Muchos son aquellos que parecen creer en ellas, pero en verdad no creen porque cuando tienen que renunciar por amor a Mí, por amor a la Verdad y a lo que les digo aquí, no renuncian. Eso no es amor, antes es falsedad, falsa Fe.

Defiendan siempre más la Verdad de Mis Apariciones aquí e imiten a Mi Hijito Alfonso María de Ligorio, Mi Alfonso, en el amor inflamado que Él tenía por Mí, en la obediencia ciega que Él tenía a Mi voz, porque imitando estas Sus Virtudes Mis Hijos, ustedes también llegarán con Él a Gran Gloria en el Cielo.

SAN ALFONSO MARÍA DE LIGORIO (FUNDADOR DE LA ORDEN REDENTORISTA, AUTOR DEL LIBRO "GLORIAS DE MARÍA" Y POSTERIORMENTE OBISPO)

A todos pido: “Continúen rezando el Santo Rosario todos los días.”

A todos bendigo con amor: de LOURDES… de FÁTIMA… y de JACAREÍ.”





MENSAJE DE SANTA LUCÍA

 


 

“Queridos Hermanos Míos, Yo, Lucía, vengo nuevamente del Cielo a decirles: “Mientras ustedes no renunciaren a la voluntad de ustedes, mientras no renunciaren a lo que la carne de ustedes quiere, nunca el Amor de Dios estará en ustedes, nunca ustedes alcanzarán la Perfección de la Caridad.”

La Perfección del Amor a Dios, o sea, la Perfecta Caridad, solo será alcanzada por ustedes cuando ustedes renunciaren completamente a su propia voluntad, y cuando ustedes verdaderamente mueran para su carne y para sí mismos, para el mundo. Solo entonces, el Amor de Dios vendrá habitar en sus corazones y crecerá en ustedes hasta la plenitud.

Ejercítense todos los días en la renuncia a la voluntad de ustedes, diciendo “No” a todo lo que carne de ustedes quiere, para que así, el Amor de Dios en pura transformación, venga vivir y habitar en ustedes.

Continúen defendiendo la Verdad de las Apariciones de la Madre de Dios en Medjugorje, aquí y en las Apariciones verdaderas siempre. Con su trabajo incansable, incesante de defensa de la Verdad, la confusión espiritual no llegará hasta aquí, no podrá contaminar este lugar, no podrá oscurecerlo con el humo de Satanás.

Luchen por lo tanto, para que este refugio, este oasis de la Madre de Dios que es este Santuario, permanezca siempre puro y limpio de toda confusión espiritual que reina en el mundo. Y no den oídos a las voces que dicen que ustedes están equivocados y que aquellos que persiguen las Apariciones de la Madre de Dios están ciertos y deben ser obedecidos, no importa quienes ellos sean. Esas voces son falsas, son de Satanás, permanezcan con la Verdad y la Verdad será la victoria de ustedes, la herencia de ustedes.

Yo, Lucía, quiero que continúen rezando el Santo Rosario todos los días y también Mi Coronilla, por medio del cual les daré Grandes Gracias. Récenlo por lo menos una vez por semana y les recompensaré el gesto de amor y devoción, con muchas y abundantes bendiciones.

A todo bendigo con amor: de SIRACUSA… de CATANIA… y de JACAREÍ.

La Paz Hermanos Míos, les amo mucho y amo este lugar que es el más querido para Mí.”

No hay comentarios:

Publicar un comentario