2 sept. 2015

Mensaje 30 agosto 2015 - Jacarei - Brasil - Deben meditar 20 minutos al dia

MENSAJE DE LA SANTÍSIMA VIRGEN MARÍA


“Mis Queridos Hijos, hoy, nuevamente les invito a la conversión sincera.

El tiempo es corto, muy pronto Mis secretos comenzarán a suceder y ustedes no pueden imaginar lo que vendrá.

No habrá más tiempo para buscar a Dios ni para buscarme, no habrá más tiempo para la conversión.

Les invito a que mediten todos los Mensajes que Yo les di hasta ahora. Ustedes fallan en la meditación y porque fallan en la meditación de Mis Mensajes, cometen muchos errores, pierden mucho tiempo, repiten siempre los mismos pecados y no progresan en el camino de la conversión.

Entiendan que no solo de pan vive el hombre, pero también de la meditación de la Palabra de Dios.

Sin la meditación, el hombre nada más es que un animal errante en la tierra.

Es la meditación que da al hombre el norte, o sea, la dirección cierta para el cual él debe seguir.

Es la meditación que le muestra aquello que él debe ser, la santidad ideal deseada por Dios.

Es la meditación que muestra al hombre sus propios defectos y como vencerlos y extirparlos dentro de sí mismos.

Por lo tanto, sin la meditación, nadie puede crecer en el camino de la conversión y ni puede llegar a la Santidad.

Dedíquense por lo tanto a la meditación, siendo fieles a aquello que tantas millares de veces Yo les pedí aquí: “Mediten en Mis Mensajes, en la vida, en los escritos de los Santos, por lo menos 20 minutos por día.”  

Entonces, la meditación hará brillar en sus almas la luz, la luz de la Gracia, la luz de la Sabiduría, del Entendimiento que les mostrará lo que Dios quiere de ustedes, lo que ustedes necesitan cambiar y por cual camino deben seguir para llegar al Cielo.

Mediten ahora en Mis Mensajes porque tiempo vendrá en que ustedes desearán meditar en ellas y no podrán más.

Por eso Mis Hijos, ahora mientras el sol aún está brillando y es de día, trabajen, trabajen para mejorar y santificar sus almas.

Ustedes también deben meditar más Mi vida en los libros “Mística Ciudad de Dios”, allí tengo grandes tesoros para comunicar a sus almas, mucha luz, mucha sabiduría.

Este tesoro está delante de sus ojos, pero ustedes no quieren, ustedes no lo aceptan, no lo buscan, no disfrutan de ello. Por eso, ustedes están siempre pobres, miserables, llenos de pecados, confusos y aturdidos porque ustedes no buscan la luz donde ella está y quedan buscando la solución donde ella no está.

Ustedes buscan la riqueza donde ella no está, ustedes buscan la sabiduría donde ella no está. Es allí en Mi vida que está la sabiduría, el propio Dios dijo de Mí en el Antiguo Testamento: “Quién Me encuentra, encuentra la vida y conmigo encuentra todos los Bienes” y es verdad.

Quién encuentra Mi vida contenida en la Mística Ciudad de Dios encontrará la Vida Eterna y Conmigo también encontrará todos los Bienes.

Continúen rezando el Santo Rosario y todas las Oraciones que Yo les di aquí todos los días. Ustedes no pueden imaginar cuantas almas se salvan todos los días por medio de las Oraciones de ustedes.

Continúen haciendo Mi Trecena todos los meses y la Setena también, porque a través de ellas, cada día Yo derramaré copiosas Gracias sobre ustedes y el mundo entero.

Comprendan Hijitos que Yo miré para ustedes con mirada de profunda Misericordia y Predilección cuando les escogí para venir aquí en Mis Apariciones en Jacareí y conocer Mi Amor.

Yo les di mucho más de lo que di a muchas otras generaciones, fui inmensamente Misericordiosa y Generosa con ustedes. Por eso, de ustedes lo que Yo espero es: correspondencia, obediencia, fidelidad y un amor a la proporción de la gran Gracia que Yo di a ustedes, escogiéndolos y trayéndolos aquí.

Formen Grupos de Oración que Yo pedí por todas partes. Si ustedes hubiesen hecho eso desde el comienzo, este lugar estaría transbordando de Hijos Míos. Ustedes se acomodaron, ustedes quisieron vivir únicamente vueltos para la vidita de ustedes y para los problemitas de ustedes, no importándose con Mi dolor ni con la pérdida de tantas almas.

¡Ahora vayan e intenten salvar lo que aún puede ser salvo! Pues ya es la última hora del día, o sea, es el tiempo final de la gran tribulación y apostasía.

Muchas almas se perdieron, vayan y salven aquellas que aún pueden ser salvas lo más rápido posible. ¡Esto es urgente! Vayan porque el tiempo ahora verdaderamente está en el final.

Yo les amo a todos y estoy con cada uno de ustedes en todos sus sufrimientos.

Comiencen desde ya a prepararse para el jubileo de 25 años de Mis Apariciones aquí en Febrero del año que viene con más Oración, más Sacrificio, más Meditación y sobretodo, transformando sus corazones de bloques de hielos fríos en hornos ardientes de amor.

A todos Yo bendigo con gran amor: de FÁTIMA… de MONTICHIARI… y de JACAREÍ.”



Obs:  Escogiéndolos trayéndolos: La Madre se refiere a los Peregrinos que frecuentan el Santuario cada fin de semana. 

       Vidita y problemitas: La Madre se refiere a los Peregrinos que conocen las Apariciones y frecuentan cada fin de semana el Santuario, pero no cumplen con todos Sus Mensajes y Llamados, como por ejemplo: formar Grupos de Oración en todas partes. "Vidita (Vida)", palabra mencionada vulgarmente por la Madre de Dios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario