26 may. 2016

Mensaje 22 may 2016 - Jacrei

MENSAJE DE SANTA RITA

“Queridos Hermanos Míos, Yo, Rita de Casia, estoy muy feliz por venir hoy hasta ustedes para darles una vez más Mi Mensaje de Amor.

Ustedes deben aceptar el Amor del Señor, deben vivir el Amor, deben crecer en el Amor, deben amar el Amor que es Jesús.

Ustedes saben que a lo largo de toda Mi vida, Yo fui cercada continuamente por los milagros de la Gracia del Señor y uno de ellos fue el milagro de las rosas, que florecieron en Mi jardín en pleno invierno, encantando y maravillando a todos con este prodigioso milagro.

Hoy, vengo del Cielo para decirles: “Sean ustedes también las rosas, Mis rosas de amor, creciendo en el Verdadero Amor a Dios, a María Santísima todos los días de su vida, imitando el amor que Yo misma tenía por Ellos, buscando siempre más vivir una vida de oración, de amor, de intimidad, de obediencia, de gratitud, de fidelidad al Señor por su oración, por su vida llena de amor.”

Sean Mis rosas de amor, renunciando todos los días a todo pecado, a toda tentación de Satanás, a todas las cosas mundanas y a todas las cosas y a todas las personas que quieren alejarles del camino de la salvación, del camino del Señor, del camino de la oración. Porque esas personas fueron enviadas por Satanás para engañarles y para hacerles perder la Corona de la Vida Eterna. Aléjense de ellas, aléjense de todo que quiere tentarles alejar del camino de la salvación. Porque si dan oídos a esas personas y a esas cosas Mis Queridos Hermanos, ustedes caerán en la trampa de Satanás, ciertamente cometerán pecado mortal y perderán su salvación para siempre.

Por eso, vivan cada día más en el Verdadero Amor, en la oración y en la vigilancia, vigilando siempre todas las tentaciones de Satanás, para que tan luego ellas se presenten a ustedes, ustedes ya las rechacen y ya las alejen con su oración, con su meditación, con su vigilancia. También con su vida de amor, de intimidad con la Madre de Dios.

Sean Mis rosas de amor, buscando todos los días aumentar en ustedes el amor, el amor vivo y puro por Dios: por la lectura espiritual, por la meditación de los ejemplos de Mi vida y de los Santos, que les arrastran por el camino de la Santidad y les dan el deseo de cada día más subir más en el camino de la perfección, vencer sus defectos, combatir su “Yo”, su “Yo” corrompido, los deseos de su carne. Para que así, verdaderamente, crezcan todos los días en el Verdadero Amor a Dios y a Su Madre, viviendo libres de todo apego a este mundo y de todo obstáculo también de las tentaciones de Satanás.

Sean Mis rosas de amor, buscando todos los días aumentar la intensidad del calor de la Llama de Amor de la Madre de Dios en su corazón, por medio del ejercicio continuo y frecuente de las renuncias a su voluntad, del esfuerzo para donarse y sacrificarse cada vez más a Ella, de la obediencia perfecta a los Mensajes de Ella.

Y sobretodo, también haciendo continuamente los Actos incesantes de Amor: “Jesús, María. Yo les amo, salven almas.” Los Actos incesantes de Entrega: “Jesús, María, José. Yo les doy mi corazón, ahora y para siempre.” Los Actos de Renuncia: “Jesús, María y José. Por amor a ustedes, renuncio a todo pecado.”

Así Mis Queridos Hermanos, ustedes crecerán verdaderamente en la Llama de Amor de la Madre de Dios, haciéndola aumentar cada vez más en su corazón hasta que ella se transforme en un incendio de proporciones gigantescas que irá irradiarse, transmitirse a todas las almas y corazones, inflamándolas y transformándolas en otros tantos hornos vivos de Verdadero Amor.

Marcos, Llama incesante de Amor de la Madre de Dios, Acto incesante de Amor, hoy, te doy más una nueva y gran proporción de Mi Llama de Amor a ti. Te doy nuevo grado de Mi Llama de Amor para aumentar en ti, en tu corazón, aún más, esta Llama por el Señor y por Su Madre. Me amas hace muchos y muchos años. Desde que conociste Mi vida profundamente, te tornaste verdaderamente Mi amigo, devoto, discípulo, amigo y hermano. Has buscado en tu vida imitarme en el Verdadero Amor a Dios y a Su Madre de todo corazón, constantemente.

Por eso, hoy vengo a darte una nueva y mayor dosis, proporción, grado de Mi Llama de Amor, para que con ella, tu ames aún mucho más al Señor y a Su Madre, y aún mucho más hagas y realices por Ellos. Ahora, reciba de Mi Corazón, Mi Llama incesante de Amor, para que verdaderamente te tornes aquello que hoy pediste: de llama incesante de Amor, incendio incesante de Amor, que va a propagarse por el mundo entero hasta consumir todo el universo en las Llamas del Verdadero Amor por Jesús y por Su Madre Inmaculada.

Te amo, te amo mucho y te doy hoy una vez más Mi Llama de Amor, y muy pronto, Judas Tadeo* volverá para darte más: nuevo y mayor grado e intensidad de esta Llama, para que verdaderamente, inflames el universo entero con esta Llama de Amor y aquí hagas verdaderamente, de este lugar, un horno incandescente de la Llama de Amor de la Madre de Dios, que consumirá e inflamará todo el mundo, llevándolo al triunfo de Su Corazón Inmaculado.

Y a todos que están aquí, bendigo con amor: de CASIA… de ROCCAPORENA… y de JACAREÍ.”


(Marcos): "Hasta pronto."

*San Judas Tadeo: Primo y Apóstol del Señor, fue uno de los 12 Apóstoles de Cristo. En el Nuevo Testamento se conserva una carta suya a la Iglesia Primitiva. El Vidente también es devoto de este Santo por llevar el mismo nombre (Marcos Tadeo). San Judas Tadeo ya apareció dos veces en el Santuario de Jacareí, en la primera dando al Vidente más Llama de Amor por Dios y por Su Madre y en la segunda aparición dando Su Mensaje al mundo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario