5 may. 2016

Mensaje 30 abr 2016 - Jacarei

MENSAJE DE LA SANTÍSIMA VIRGEN MARÍA


“Queridos Hijos, hoy, invito a todos, a todos ustedes a crecer cada vez más en el Verdadero Amor a Dios.

Ustedes saben que Mi Hijo Jesús dio a Mi Hijita Consolata Betrone el Acto de Amor: “Jesús, María. Yo les amo, salven almas.” Aquí deseo que ustedes digan el Acto de Amor todo el día agregando: “Jesús, María, José. Yo les amo, salven almas.”

Repitan este Acto de Amor todo el día, para que verdaderamente Nuestra Llama de Amor crezca en sus corazones cada día más, hasta alcanzar la plenitud.

Lo que Yo vine buscar aquí es el Amor, el Amor Verdadero. Para fomentar este Amor y para hacer con que este Amor se torne verdaderamente horno, volcán incontrolable en sus corazones, en los corazones de ustedes, deseo que ustedes repitan el Acto de Amor incesante el día entero.

Sí, verdaderamente repitiendo el Acto incesante de Amor, todos ustedes se transformarán en Llamas Vivas de Amor en medio de este mundo lleno de odio a Dios, de odio a la Fe Católica, de odio a Mí, a los Santos y a los Ángeles. Y verdaderamente, ustedes serán Llamas Vivas de Amor que derretirán el hielo de los corazones de todos aquellos que están endurecidos en el pecado y lejos del Amor de Dios.

Con el Acto incesante de Amor, ustedes mantendrán sus almas siempre ardientes con la Llama del Verdadero Amor. Y tal como las cobras no consiguen aproximarse de una hoguera, así también los demonios y sus tentaciones para hacerles caer en el pecado, para hacerles caer en los engaños del mundo, de la carne y de la voluntad de ustedes, esos demonios no podrán aproximarse de ustedes con sus tentaciones y malos pensamientos, porque Nuestra Llama de Amor ardiendo y quemando en sus corazones, crecerá cada vez más y ahuyentará a todos los demonios y también las tentaciones.

He aquí que Yo les doy un medio eficaz y poderoso, para que ustedes venzan todas las tentaciones, alejarlas y cada día más crecer en el Verdadero Amor a Dios. El Acto incesante de Amor puede ser repetido todo el día en el trabajo, en el estudio, en casa, en medio de los Misterios del Rosario, en viajes y en todo lugar.    

Este pequeño Acto incesante de Amor, ésta oración tan pequeñita, será capaz de inflamar los corazones de todos aquellos que la rezan de amor de Mi Llama de Amor y entonces, verdaderamente, las almas sentirán el deseo de amar Nuestros Tres Corazones, de consolarnos, de repararnos y de amarnos.

Marcos, Juan Bautista fue llamado de: “Voz que clama en el desierto” y Yo te llamo de: “Acto incesante de Amor”. Sí Mi Hijo, tú lo repites y lo rezas el día entero hace muchos años. Y verdaderamente es eso lo que eres: “Acto incesante de amar a Jesús, a Mí y a José.”

Y ahora quiero transformar a todos Mis peregrinos, todos los peregrinos que vienen en Mi Aparición aquí en Jacareí, todos Mis Hijos obedientes en otros tantos millares de Actos incesantes de Amor, que irán dar a Dios todos los días y a Nuestros Corazones: Amor, Consuelo, Correspondencia, Cariño, Fidelidad y Obediencia.

Continúen rezando el Santo Rosario todos los días y todas las Oraciones que Yo les di aquí.

A todos bendigo con amor: de LOURDES… de FÁTIMA… y de JACAREÍ.”



MENSAJE DE SANTA LUCÍA



“Queridos Hermanos Míos, Yo, Lucía, Lucía de Siracusa, vengo hoy a invitarles también a repetir todo el día un Acto incesante de Amor a Mí, diciendo: “Lucía, yo te amo. Salva mi alma, salva muchas almas.”

Con este pequeño Acto de Amor a Mí, Yo les daré Mi Llama de Amor. Yo inflamaré sus corazones de deseo de seguirme por el camino de la Santidad. Ustedes crecerán en el Verdadero Amor a Mí, crecerán en el Verdadero Cariño por Mí y sus corazones sentirán el deseo de cada vez más entregarse con confianza en Mis manos y en Mis brazos para que Yo les conduzca a los Corazones de Jesús, María y José.

Si ustedes se dejaren conducir por Mí en Mis brazos repitiendo el día entero este pequeño Acto de Amor por Mí, Yo también les daré Mi Llama de Amor y les llevaré siempre más para dentro del refugio seguro de los Corazones de Jesús, María y José.

Yo deseo unirme a todos ustedes por medio de este lazo indisoluble, profundo y místico de amor. Y este lazo Yo les daré, Yo colocaré alrededor de ustedes, uniéndolos a Mí, si ustedes repitieren continuamente este Acto de Amor.

Yo les amo mucho a todos, a cada día que pasa, en verdad Yo les amo más. Por eso, deseo ahora aproximarme y unirme más con todos ustedes, por medio de un pequeño Acto incesante de Amor a Mí, que les llevará también a vivir un continuo Acto incesante de Amor a los Corazones de Jesús, María y José.

Yo les amo, no desanimen nunca. En los momentos difíciles, llamen por Mí y Yo vendré a ayudarlos.

Continúen rezando Mi Coronilla por lo menos una vez por semana, para que Yo pueda verdaderamente darles a todos las grandes Gracias que los Corazones de Jesús, María y José Me concedieron para distribuirles.  

A todos Yo bendigo con amor: de CATANIA… de SIRACUSA… y de JACAREÍ.”

No hay comentarios:

Publicar un comentario